• Cada día llegan a Colombia 52 venezolanos a trabajar en distintas áreas

    7 octubre, 2014

    migrarLa República | Merian Araujo R – Manuel García Riaño

    El día que Jorge Acosta fue a un supermercado en Caracas y no pudo comprar arroz ni aceite de oliva, se dio cuenta de que su trabajo como chef peligraba.

    Restringido por las políticas sociales del Gobierno de Nicolás Maduro, decidió armar sus maletas y venirse a Colombia para establecer su negocio y trabajar aquí. Pero él no fue el único, pues el mismo día que Acosta ingresó al país, otros 51 venezolanos también llegaron con el mismo propósito.

    Esta diáspora es el resultado de miles de venezolanos que han emigrado a otros países. De acuerdo con un estudio de la Universidad Central de Venezuela (UCV), a junio de 2014, se calculaba que dos millones de ciudadanos han dejado esa Nación en 15 años, para radicarse en Estados Unidos, España y Portugal, principalmente. Colombia ocupa el cuarto puesto en ese ranking.

    “Es importante destacar un aumento significativo en los venezolanos que ingresaron con el fin de trabajar (318%) pasando de 4.601 a 19.214 registros de entradas”, señaló Sergio Bueno, director de Migración Colombia.

    Pero ese no es el único motivo de viaje. Según Cancillería, en 2013 llegaron a Colombia 261.343 personas de este país, de los cuales, 188.476 lo hicieron por turismo, mientras que otros 7.337 llegaron a hacer negocios. Eso significa que, al día, ingresan 516 ciudadanos de Venezuela para vacacionar y otros 20 lo hacen para relaciones empresariales.

    “El país tiene una población pobre, de bajos recursos, desesperada por la ausencia de alimentos, medicamentos y empleo, que se enfrenta a una inflación galopante. Esas personas están buscando opciones aquí”, señaló Jorge Humberto Botero, exministro de Comercio Exterior.

    Esta situación ha hecho que muchos ciudadanos atraviesen la frontera como indocumentados y se dificulte la identificación de la población real que entra al país. Sin embargo, cifras no oficiales estiman los inmigrantes a Colombia superan el millón. “De los países con mayores flujos migratorios en Colombia, Venezuela ocupa el segundo lugar después de Estados Unidos, en un periodo de estudio de 2007 a 2013, con una participación de 15%”, agregó Bueno.

    El crecimiento empresarial
    Gracias al interés en el buen momento de la economía nacional, hay varias firmas venezolanas que se han ubicado en el país. Algunas de las más representativas y antiguas son Farmatodo, Locatel y Alimentos La Polar. Sin embargo, han llegado gran número de organizaciones en los últimos cuatro años, entre las que están Proseín, Cobeca, Delcop, Decofruta, Dipromuro y Suelopetrol.

    El boom petrolero
    La estatalización de la industria petrolera llevó a los dueños de empresas y trabajadores del sector a buscar refugio fuera del país vecino. Y gracias a que Colombia dio el paso de la apertura energética en 2002, se convirtió en un centro de reclusión para los profesionales.

    Según Migración, 31,53% de las solicitudes de ingreso para trabajar que se hacen al año, corresponden al sector mineroenergético. Luego buscan laborar en servicios (29,33%), comercio (11,61 %) y construcción (9,91 %), entre otros.

    Por ejemplo, José Francisco Arata, presidente de Pacific Rubiales Energy, aseguró que en la petrolera tienen unos 200 empleados de esa nacionalidad.

    En vista de que Colombia quiere seguir expandiendo su industria petrolera y que en los próximos ya hay beneficios tributarios para las empresas y los turistas corporativos, se puede esperar que siga creciendo el número de migrantes en Colombia, más venezolanos que, como Jorge Acosta, esperan buscan una oportunidad de trabajo.

    Crece el apetito por la nacionalización
    Las cifras consolidadas del número de venezolanos que han solicitado cédulas de extranjería, solo en 2013, aumentaron en 2.554. El acumulado desde 2007 es de 34.246 venezolanos que también quieren identificarse como colombianos, lo que equivale a un incremento de 181% en siete años. De las cédulas de extranjería solicitadas, Temporal Trabajador tuvo la mayor participación con un 38%, seguido por Temporal Estudiante (17%), Temporal Especial (9%), Residente y Temporal Cónyuge con 7%, entra otras categorías.
    “Colombia da estabilidad para hacer negocios”
    José Francisco Arata es uno de los venezolanos más emblemáticos en el país. No solo porque es el presidente de Pacific Rubiales Energy, sino porque se ha convertido en un embajador de Colombia en el extranjero. Aunque se fue de Venezuela a los 11 años con destino a Italia, de donde es su padre, regresó a sus 24 años para trabajar en el sector petrolero tanto con compañías privadas, como con el Estado. En 1994 llegó por primera vez a Colombia, debido a las restricciones que ya se sentían en el sector de hidrocarburos, pero no tuvo éxito. En medio de los líos por las restricciones de Hugo Chávez a las inversiones petroleras, regresó en 2004 con la compañía Pacific Stratus Energy que años más tarde se convirtió en Pacific Rubiales Energy, la segunda petrolera más grande en Colombia. Desde entonces ha hecho de Colombia su hogar y no tiene planes, en el corto plazo, de volver a Venezuela. Francris Arata, su hija menor, también ve este país como el hogar en el que creció.
    “Paciencia y perseverancia son las claves del éxito”
    Amabilidad, alegría y carisma innata, son algunas de las cualidades que tiene Ruddy Rodríguez, actriz venezolana, de padre venezolano y madre italiana. Esta mujer tiene un gran recorrido en la actuación nacional, y esto se debe a que fue la primera extranjera que Colombia contrató para realizar una producción, en 1989. Es en ese año cuando se instala del todo en el país, pues aceptó la oferta Caracol Televisión (que todavía era una programadora) para protagonizar la novela ‘Las Ibáñez’. Rodríguez indica que lo único que extraña de su país es su familia: “mis padres, mi hermana, mi sobrino, porque lo demás lo tengo aquí en Colombia”. De su país expresó que sigue creyendo en él “independientemente de lo que esté pasando y de que no esté de acuerdo con muchas cosas, pero en política no me meto”. Esta venezolana también es una empresaria que dedica bastante tiempo a su negocio de cremas Ruddy Rodríguez natural care, el cual quiere abrir en Colombia.
    “Yo me vine porque busco el bienestar para mi hija”
    Luego de vivir 48 años en Venezuela, Jorge Acosta consolidó una carrera como chef que lo llevó a crear su propia empresa, La Paella Caracas. Gracias a que su negocio ofrecía un servicio innovador, cocinar paellas en vivo y directo, participó en programas de televisión como Vitrina de Televen y compartió con Ingrid Chopite en el Canal I. Pese a ese éxito, hace unos 20 días llegó a Colombia buscando nuevas oportunidades de negocio en Bogotá, pues en Caracas la situación se estaba complicando: ya no podía conseguir los alimentos para preparar su receta. Esta situación también le preocupa, porque tiene una hija que está a punto de entrar a la universidad, y espera que ella tenga mejores oportunidades para estudiar en el extranjero. Sin embargo, reconoce que su país natal ha vivido lo mejor de su vida, así que volvería nuevamente. “Venezuela es un país de muchas oportunidades para hacer negocios, lamentablemente hay intereses políticos que no nos benefician”, señaló.

    Las opiniones

    Jorge Humberto Botero
    Exministro de comercio exterior
    “Si es una migración de personas capacitadas, con recursos económicos y vocación empresarial, el impacto para nuestro país es positivo”.

    Mauricio Jaramillo
    Inv. Centro de Estudios Políticos e Inter. U. Rosario
    “La cifra aumenta porque en las zonas de frontera hay indocumentados. Entonces, es difícil tener una cifra acertada por esa zona gris”.

    { 0 comentarios… añadir uno ahora }

    Dejanos tu comentario


    Fatal error: Exception thrown without a stack frame in Unknown on line 0